La Historia de Tovin

Una historia sobre adopción, amor y un corazón pleno

Cuando Jason y Jennifer Kainz adoptaron a un niño pequeño de China, se dieron cuenta de que no solo necesitaba una familia, sino también atención médica.

Tovin with parents“Entramos al programa de adopción de niños con necesidades especiales”, dijo Jennifer. “Jason y yo creemos firmemente que cada niño merece una oportunidad en la vida. Todos tenemos problemas de salud, pero estos problemas no definen quiénes somos”.

Lo que la familia Kainz no sabía era que el problema de corazón de Tovin era peor de lo que esperaban. Después de llegar a Estados Unidos, una de las primeras personas a quien Tovin conoció fue al Dr. Rodrigo Rios en la clínica de cardiología de Children’s. Allí, le hicieron algunas pruebas que mostraron que el corazón de Tovin estaba en el lado derecho (el lado incorrecto) de su cuerpo y que también tenía transposición corregida de los grandes vasos, atresia pulmonar, comunicación interventricular, arterias pulmonares no confluentes y arco aórtico derecho.

Su nivel de oxígeno era alarmantemente bajo y su piel estaba morada. Había vivido con problemas cardíacos que ponían en riesgo su vida, pero que no parecían afectar su estado de ánimo. “Es un niño con una personalidad tan grande que uno se enamora de él de inmediato”, dice el Dr. Rios.

Tovin with Dr. RiosTovin se sometió a su primera cirugía poco después de llegar a Estados Unidos y rápidamente comenzó a mostrar signos de una notable mejoría. Un año después, tuvo su segunda cirugía y regresó a casa para recuperarse tan solo unos días después de la operación. Los médicos anticipan que Tovin necesitará otra cirugía cuando sea mayor para reparar su corazón por completo.

Por ahora, Tovin es un niño activo y con energía, igual que un niño típico de ocho años. “A Tovin le encantan las aventuras, ayudar a su tío y a su abuelo en la granja y jugar con sus tractores, Legos y trenes”, dijo Jennifer. “Aprovecha al máximo vivir en la zona rural de Minnesota. Nunca está quieto”.

Jason carrying a young Tovin
Tovin with his new family in China
Tovin smiling in a hospital bed after surgery
Tovin walking with the family dog
Tovin smiling with a toy
Tovin smiling in a superhero costume
Tovin laughing on a swing
Tovin with his family, all smiling

Tovin ha recorrido un largo camino desde que llegó a Minnesota. Cuando lo adoptaron, tenía un retraso del desarrollo y no podía gatear, caminar o comunicarse verbalmente con su familia, comentó Jennifer. Dio sus primeros pasos con la ayuda de los profesionales de Children’s después de su primera cirugía de corazón, y desde entonces ha avanzado mucho con la ayuda de la terapia física y ocupacional que recibe. Gracias a la terapia del habla, hoy tiene un vocabulario completo.

“Sentimos un gran respeto por cada miembro del personal que nos ha atendido en Children’s y estamos muy agradecidos por el amor que todo el equipo le ha demostrado a Tovin”, dijo Jennifer.

We need your help.

Donate today. Make a difference in the lives of Minnesota kids.

Choose a gift amount:

Share: