Patient & Family Education Materials

Start over with a New Search

La lactancia materna: el destete

Article Translations: (English)

¿Qué es el destete?

Es el proceso gradual de sustituir la leche materna por otras fuentes de nutrición.  La Academia Estadounidense de Pediatría (American Academy of Pediatrics) recomienda la lactancia por un período de al menos un año, pero éste puede extenderse más si la madre y el bebé así lo desean.

Ya que usted es la madre, tiene la opción de destetar al bebé según sus propios deseos o los que él manifieste. Sin embargo, a veces las circunstancias, ya sean previstas o no, le obligan a iniciar el proceso.  Mientras siga amamantando o extrayéndose la leche, producirá leche nutritiva con propiedades inmunitarias valiosas para el bebé.  Cualquiera que sea el tiempo que lo amamante le resultará beneficioso.

¿Cómo se desteta al bebé?

Para que los pechos tengan tiempo de ajustarse y para facilitar la transición tanto para usted como para el bebé, conviene destetarlo de forma gradual.  Dejar de amamantar o de extraerse la leche de manera repentina y sin preparación, puede tener repercusiones para ambos, y además puede causar una obstrucción en los conductos lácteos o una infección mamaria.

Para destetar al bebé, siga los siguientes pasos:

  1. Escoja una sesión de alimentación diaria para comenzar el destete, por ejemplo, la última comida de la mañana. Base su decisión en la hora que parece importarle menos al bebé, pues así será más fácil que acepte el cambio.
  1. Todos los días, a la hora de esa comida, ofrézcale un biberón o leche en vaso en vez del pecho. Continúe amamantando según acostumbra el resto del día.
  1. Después de que hayan pasado al menos 2 ó 3 días, sustituya otra sesión de amamantamiento por el biberón o el vaso.
  1. Una por una, dejando siempre pasar suficiente tiempo para que tanto usted como el bebé se acostumbren al cambio, sustituya todas las sesiones de amamantamiento por el biberón o el vaso.
  1. Si tiene los pechos llenos debido al nuevo horario de lactancia, extráigase solamente la cantidad de leche que sea necesaria para aliviar la presión y las molestias que sienta. Al cabo de unos días, producirá menos y no será necesario extraérsela.
  1. Los siguientes síntomas indican que está destetando al niño con demasiada rapidez:

Por parte del bebé:

  • vómitos o diarrea (debido al cambio repentino en la dieta)
  • irritabilidad
  • ansiedad

Por parte de la madre:

  • se sienten demasiado llenos los pechos
  • los pechos están hinchados
  • tiene fiebre
  • no se siente bien
  • le duelen los pechos o están sensibles al tacto
  • los pechos se sienten calientes
  • se siente triste debido al cambio hormonal

¿Cómo se deja de extraer la leche?

Emplee los mismos principios del destete para ajustarse gradualmente al cambio; por ejemplo, si suele extraerse la leche 6 veces en un lapso de 24 horas, reduzca este número a 5 por un par de días, luego a 4, etc., hasta que ya no tenga que hacerlo más.

¿Cómo se puede disminuir el dolor?

Debido a la presión en los pechos, se sentirá incómoda durante unos días.  Si los siente llenos y sensibles al tacto, extráigase, ya sea con la bomba o con las manos, sólo la cantidad de leche que sea necesaria para aliviar las molestias.  Así se reduce la probabilidad de que se obstruyan los conductos lácteos o se congestionen los pechos.

Utilice un buen sujetador, cómodo y que no restrinja la circulación.  No se vende los pechos; esta práctica es obsoleta y puede resultar muy incómoda y causar una obstrucción en los conductos lácteos o una infección mamaria.

Consejos prácticos para el destete inesperado o repentino:

Para reducir la hinchazón y las molestias en los pechos mientras disminuye la producción de leche, aplíquese una bolsa de hielo por períodos de 15 a 20 minutos, al menos 4 veces al día, o según sea necesario.  Coloque un paño entre el hielo y la piel, y evite aplicarlo en los pezones.

Otra alternativa consiste en utilizar hojas de col verde cruda, frías y lavadas, como “compresas” dentro del sujetador (aplaste las venas de las hojas para ablandarlas). Cámbielas aproximadamente cada 2 horas o cuando se marchiten. Utilícelas hasta que disminuya la producción de leche, Muchas mujeres sienten alivio en apenas 2 horas.

Tome un medicamento para el dolor como ibuprofeno o acetaminofeno.  Los medicamentos que se usaban anteriormente para interrumpir la producción de leche están en desuso debido a que producen graves efectos secundarios.

¿En qué circunstancias se debe llamar al médico?

Llame al médico si tiene síntomas de infección mamaria:

  • fiebre, dolores en el cuerpo o malestar general
  • dolor, sensibilidad al tacto o calor en los pechos.

Consejos adicionales

Los bebés que tienen alrededor de un año y ya comen una variedad de alimentos, por lo general pueden pasar directamente a tomar leche en vaso, mientras que los bebés más pequeños generalmente necesitan tomar biberón.  Consulte al médico acerca del tipo de nutrición que debe recibir el bebé después de destetarlo.

Las últimas sesiones que se eliminan en el proceso del destete generalmente son a primera hora de la mañana, a la hora de la siesta y al acostarse.  No se apure con el proceso, sobre todo si a usted le gusta acurrucarse con el bebé antes de dormir, tanto como a él.  Tenga en cuenta que puede ser necesario reducir el ritmo del destete si el niño se pone irritable, si se vuelve más dependiente, si se enferma o si le están saliendo los dientes.

Es importante tener expectativas realistas en cuanto al destete.  Cuando se les permite seguir su propio ritmo, los bebés generalmente siguen amamantando hasta después de cumplir el primer año de edad.  A medida que van aprendiendo a comer cosas nuevas y a tomar en vaso, amamantar se convierte en una fuente de consuelo más que de alimentación.  De ser así, el bebé se destetará gradualmente cuando esté preparado.

Algunas madres se entristecen cuando llega el momento de destetar al bebé, sobre todo si deben hacerlo de forma repentina. Es importante tener quien la apoye y anime durante este período, pues aunque se sienta preparada, podría experimentar una sensación de pérdida.  La falta de la cercanía física que tenía con el bebé mientras lo amamantaba se puede compensar con cariño y contacto físico adicional.

¿Tiene otras preguntas?

Este folleto sólo le ofrece información general.  Si tiene alguna pregunta, por favor llame a una consejera de lactancia o al médico.

Back To Top

This page is not specific to your child, but provides general information on the topic above. If you have any questions, please call your clinic. For more reading material about this and other health topics, please call or visit Children's Family Resource Center library, or visit www.childrensmn.org/educationmaterials.

© 2017 Children's Hospitals and Clinics of Minnesota