Patient & Family Education Materials

Start over with a New Search

Sobrepeso y obesidad

Article Translations: (English)

Los médicos usan los términos "sobrepeso" u "obeso" para indicar que una persona tiene más probabilidades de desarrollar problemas de salud relacionados con el exceso de peso.

¿Cómo se definen el sobrepeso y la obesidad?

El IMC (índice de masa corporal) utiliza las medidas de estatura y de peso para calcular la cantidad de grasa corporal que tiene una persona. Pero calcular el IMC sin ayuda puede ser complicado. Es más fácil utilizar una calculadora de IMC.

Después de calcular el IMC y de colocar los resultados en las tablas de IMC estándar, los médicos usan cuatro categorías para describir el peso de los niños de 2 a 19 años:

  • peso por debajo de lo normal: IMC inferior al percentil 5
  • peso normal: IMC entre los percentiles 5 y 85
  • sobrepeso: IMC entre los percentiles 85 y 95
  • obesidad: IMC superior al percentil 95

Para los niños menores de 2 años, los médicos usan las tablas de peso por altura en lugar de las tablas de IMC para determinar cómo está el peso del bebé en relación con su altura. Se considera que un niño de menos de 2 años tiene sobrepeso si se encuentra por encima del percentil 95.

El IMC no es una medida perfecta de la grasa corporal y, en algunos casos, puede causar confusión. Por ejemplo, una persona con la musculatura muy desarrollada puede tener un IMC alto pero sin tener sobrepeso (porque su desarrollo muscular aumenta su peso corporal, pero no su cantidad de grasa). Además, es posible que durante la pubertad, momento en el cual se experimentan períodos de crecimiento rápido o “estirones”, el IMC sea difícil de interpretar. Recuerde que el IMC suele ser un buen indicador de la cantidad de grasa corporal, pero no se trata de una medida directa.

Si está preocupado por el peso de su hijo, llévelo al médico. El profesional le preguntará sobre los hábitos de alimentación y actividad, y hará sugerencias de cambios para lograr un estilo de vida saludable. También es posible que el médico le pida un análisis de sangre para descartar algunos problemas de salud que se asocian a la obesidad.

Según la salud y el IMC de su hijo (o de la medición de su peso en proporción a su altura), el médico puede enviarlo a ver a un dietista registrado o a un programa de control del peso.

¿Por qué los niños llegan a tener sobrepeso u obesidad?

Las cosas que pueden favorecer el sobrepeso en una persona incluyen los malos hábitos alimenticios, la falta de ejercicio físico, la genética o una combinación de estos factores. La falta de acceso a alimentos saludables y a lugares seguros para hacer ejercicio físico es un desafío para muchas familias. Es muy poco frecuente que el exceso de peso se deba a un problema endocrinológico, a un síndrome genético o a algunos medicamentos.

Dieta y estilo de vida

Con frecuencia, escogemos alimentos que se comen rápido y fácilmente (desde comidas rápidas a comidas y tentempiés procesados y envasados). Las muchas ocupaciones pueden dejar poco tiempo para preparar comidas saludables y encontrar el momento de hacer algo de ejercicio físico. El tamaño de las porciones, tanto en casa como fuera, es demasiado grande.

Además, la vida moderna es sedentaria. Los niños pasan más tiempo jugando con dispositivos electrónicos que jugando activamente al aire libre. Los niños que pasan mucho tiempo delante de las pantallas tienen más probabilidades de tener sobrepeso. El tiempo ante la pantalla también interfiere con el sueño. Los niños que no duermen lo suficiente tienen más probabilidades de tener sobrepeso.

Ejercicio y actividad física

Muchos niños no hacen suficiente actividad física. Los niños mayores y los adolescentes deben hacer un mínimo de 1 hora de ejercicio físico, de moderado a vigoroso, cada día, incluyendo tanto actividades de tipo aeróbico como ejercicios de tonificación muscular. Los niños de entre 2 y 5 años deben hacer al menos 3 horas de actividad por día.

Genética 

Los factores genéticos pueden desempeñar un papel en el peso de un niño. Nuestros genes ayudan a determinar el tipo de cuerpo y la forma en la que el cuerpo almacena y quema la grasa. Pero la crisis de obesidad actual no se explica únicamente por los factores genéticos. Puesto que tanto los genes como los hábitos se transmiten de una generación a la siguiente, es posible que varios miembros de la misma familia tengan problemas de sobrepeso.

Las personas de la misma familia suelen compartir patrones de alimentación, conductas sedentarias y niveles de actividad física similares. Las probabilidades de un niño de tener sobrepeso aumentan si uno de los padres tiene sobrepeso o es obeso.

¿Qué problemas de salud puede causar el sobrepeso?

Las personas con un IMC elevado tienen más probabilidades de tener problemas de salud relacionados con el peso. Entre ellos, se incluyen la diabetes tipo 2, la hipertensión y el colesterol elevado; todas enfermedades de los adultos.

Los niños y adolescentes con sobrepeso también pueden presentar lo siguiente:

  • problemas óseos y articulares
  • falta de aire, que hace que sea más difícil hace ejercicio físico, deportes o actividad física. También puede empeorar los síntomas del asma o provocar asma en los niños.
  • sueño agitado o problemas respiratorios por la noche, como la apnea obstructiva del sueño
  • una tendencia a madurar de forma prematura. Los niños con sobrepeso pueden ser más altos y madurar antes desde el punto de vista sexual que sus compañeros, generando expectativas de que se deben comportar según la edad que aparentan en vez de según la edad que tienen en realidad.
  • ciclos menstruales irregulares y problemas de fertilidad en la vida adulta
  • enfermedades del hígado y la vesícula biliar 

Los factores de riesgo cardiovascular (como la hipertensión arterial, el colesterol alto y la diabetes) que aparecen en la infancia favorecen el desarrollo de enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares en la etapa adulta. La prevención o el tratamiento del sobrepeso y la obesidad en los niños puede ayudar a protegerlos de estos problemas cuando son mayores.

Los niños también pueden tener problemas emocionales (como una baja autoestima), ser el blanco de burlas, acoso o rechazo de parte de sus compañeros. Los niños que no están contentos con su peso corren los siguientes riesgos:

¿Cómo podemos prevenir el sobrepeso y la obesidad?

Para prevenir el sobrepeso en los niños es necesario hacer elecciones saludables sobre la forma de alimentarse, hacer ejercicio físico y pasar tiempo juntos de su familia. Para ayudar a los niños a adoptar un estilo de vida saludable, se debe empezar con el buen ejemplo de los padres.

Para que los niños de todas las edades se mantengan dentro de un peso saludable, opte por un enfoque familiar. Haga de la alimentación saludable y de la práctica del ejercicio físico una cuestión de familia. Haga participar a sus hijos permitiendo que ayuden a planificar y preparar comidas saludables. Llévelos con usted cuando haga las compras de alimentos. Enséñeles a hacer buenas elecciones de alimentación.

Intente evitar caer en las siguientes trampas: 

  • No recompense a su hijo por su buena conducta, ni trate de frenar su mala conducta, ofreciéndole golosinas o dulces. Hable con su médico acerca de otras maneras de cambiar su conducta.
  • No imponga la norma de "dejar siempre el plato limpio". Hasta los bebés giran la cara en la dirección contraria a la del biberón o el pecho de sus madres para demostrar que ya están llenos. Si su hijo ya está satisfecho, no lo obligue a seguir comiendo. Recalque la idea de que debe comer únicamente cuando tenga hambre y dejar de hacerlo cuando esté satisfecho.
  • No hable sobre "alimentos malos" o "prohibidos" ni elimine por completo los dulces y tentempiés favoritos de la dieta de su hijo. Los niños pueden rebelarse y comer cantidades excesivas de los alimentos prohibidos cuando están fuera de casa o traerlos a casa a escondidas. Sírvale alimentos saludables la mayor parte del tiempo y ofrézcale algún gusto cada tanto.

Recomendaciones en función de la edad

He aquí algunas otras recomendaciones para niños de todas las edades:

  • Desde el nacimiento hasta el año: Además de contar con muchas otras ventajas para la salud, la lactancia materna puede ayudar a prevenir el sobrepeso. Siga las indicaciones del médico sobre el momento en que debe introducir alimentos sólidos.
  • Entre un año y cinco años: Inicie los buenos hábitos alimentarios desde el principio. Ayude a su hijo a desarrollar buenas preferencias alimentarias ofreciéndole una amplia variedad de alimentos saludables. Fomente su tendencia natural a estar activo y ayúdelo a desarrollar nuevas habilidades  a partir de las que ya tiene.
  • Entre los seis y los 12 años: Anime a su hijo a hacer ejercicio físico cada día, ya sea practicando un deporte de equipo organizado o manteniéndose activo en sus ratos libres. Mantenga a los niños activos en el hogar con actividades diarias, como jugar al aire libre o salir a caminar en familia. Enséñeles a hacer buenas elecciones alimenticias y hágalos participar en la preparación de los alimentos; por ejemplo, cuando prepara un almuerzo para lleven a la escuela.
  • Entre los 13 y los 18 años: Enséñeles a los adolescentes a preparar comidas y tentempiés saludables en el hogar. Anímelos a hacer elecciones saludables cuando no están en casa y a mantenerse activos todos los días.
  • Todas las edades: Limite el tiempo que su hijo pasa delante del televisor, el teléfono, la computadora o los videojuegos y evite que coma delante de una pantalla (de televisión o de otro tipo). Sírvale una variedad de alimentos saludables y coman en familia siempre que sea posible. Anime a sus hijos a tomar el desayuno todos los días, a comer cinco raciones de fruta y verduras todos los días y a limitar la cantidad de bebidas con azúcar (como los refrescos, los jugos y las bebidas deportivas). Asegúrese de que duerman lo suficiente.

Hable con sus hijos sobre la importancia de comer bien y mantenerse activos. Sea un buen ejemplo para su hijo haciendo ejercicio físico regularmente y generando hábitos saludables en su propia vida. Haga que esto sea algo importante para su familia y el estilo de vida saludable surgirá naturalmente en cada uno.

Back To Top

Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2022 KidsHealth ® Todos los derechos reservados. Imagenes proporcionadas por iStock, Getty Images, Corbis, Veer, Science Photo Library, Science Source Images, Shutterstock, y Clipart.com